martes, 5 de agosto de 2014

TRECE ROSAS... CINCO DE AGOSTO 1939



Estimados amigos y amigas:

En la madrugada del 5 de agosto de 1939, junto a la tapia del cementerio de la Almudena de Madrid, a 500 metros de la prisión de Las Ventas, fueron fusiladas trece jóvenes y valientes mujeres entregadas a la lucha por las libertades y el compromiso social, las que hoy conocemos como LAS TRECE ROSAS.

“Madre, madrecita, me voy a reunir con mi hermana y papá al otro mundo, pero ten presente que muero por persona honrada. Adiós, madre querida, adiós para siempre. Tu hija que ya jamás te podrá besar ni abrazar… Que no me lloréis. Que mi nombre no se borre de la historia”.

Fueron éstas las últimas palabras que dirigiría a su familia una muchacha de 19 años llamada Julia Conesa:

“ que mi nombre no se borre de la historia”,

Y amigos y amigas... esa debe  ser nuestra tarea, por lo menos ese es mi compromiso.

Estamos en la España del Siglo XXI. Que el recuerdo de este sanguinario hecho, nos haga despertar, de este letargo al que la derecha nos SOMETE lentamente y como demócratas, encontremos el justo homenaje que se merecen estas mujeres que murieron por defender la libertad. Libertad por la que tenemos que volver a pelear por recuperarla, hoy cinco de agosto de 2014 volvemos a ser  uno de los países mas desigual de Europa.

Que este recordado verso, en lugar de cerrar, abra este humilde recuerdo, y lo lleve a todos lados con la fuerza que dan las alas de la libertad:

Malditas sean las almas,

de sus verdugos fascistas,

que con guadañas de odio,

segaron sus cortas vidas.

Un Saludo

Gloria Calero